Hechos Ecuador

información ética

El Sello Libre de Violencia y Trabajo Infantil busca garantizar derechos

Con la participación del Presidente de la República, en la parroquia Ahuano, de cantón Tena se firmó ayer, por el día internacional contra el trabajo infantil, el pacto de Estado para que los productos elaborados en el Ecuador tengan el “Sello de productos libres de violencia y trabajo infantil”, en función de garantizar derechos de niñas, niños y adolescentes.

Pasted Graphic


El Consejo Nacional para la Igualdad Intergeneracional también firmó ayer el Pacto contra el trabajo infantil en la parroquia Ahuano, de cantón Tena en la provincia de Napo, junto con el Ministerio de Salud, el Ministerio de Trabajo, promovido por el Ministerio de Inclusión Económica y Social, rector de la política pública en temas de vulneración de derechos a niñas, niños y adolescentes, y como tal de las políticas orientadas a la prevención y erradicación del trabajo infantil.

Esta es una de las provincias con altos índices de trabajo infantil agrícola, por ello la presencia de su gobernador, alcaldes y autoridades de los consejos cantonales de protección de derechos y de consejos consultivos, así como de niñas, niños y adolescentes de varios cantones fue importante para generar la sensibilización, el compromiso y la corresponsabilidad necesarias para lograr su erradicación en la provincia y en el país.

El compromiso es para poder garantizar que en el Ecuador las niñas y los niños estudien y jueguen… Debe dolernos cuando se les hace trabajar, dijo el Presidente Lenin Moreno después de escuchar testimonios de niñas y niños que trabajan.


Las cifras de trabajo infantil por provincia que fueron presentadas por la Ministra Cordero fueron: Pastaza 49%, el porcentaje más alto esta en ya que equivale a la mitad de niñas, niños y adolescentes trabajando. Chimborazo 29%. Napo 28%. Cotopaxi 24%. Orellana 23%. Morona Santiago 16%. Bolívar 14%. 3% en Imbabura, Guayas y Santa Elena. 12% en Tungurahua, Cañar y Azuay. Zamora Chinchipe 9%. Manabí, Sucumbíos y Los Ríos con el 6%. Esmeraldas, El Oro y Carchi con el 5%. Santo Domingo de los Tsáchilas y Pichincha con el 4%.


En esa línea, el MIES ha desarrollado algunos servicios orientados a promover la erradicación del trabajo infantil en los lugares de mayor concentración de estas problemática, a través de la subscripción de convenios con gobiernos autónomos descentralizados, organizaciones de la sociedad civil y organizaciones religiosas, brindando una atención integral a las niñas, niños y adolescentes trabajadores, sus familias y comunidad y ha solicitado al CNII el acompañamiento necesario desde su rol de vigilante de que se garanticen los derechos a lo largo del curso de la vida.